Por qué las máquinas vending incrementan la rentabilidad de su negocio

 En Blog, Maquinas vending

En Agua Inmaculada somos empresa líder en el giro de purificación de agua y uno de los servicios que nos diferencian de nuestros competidores son las máquinas vending. La diversificación de servicios y productos en un mercado tan competitivo como hoy en día, el elemento clave que determina las probabilidades de éxito de un negocio, y es precisamente esta la razón por la que en nosotros ofrecemos a todos aquellos interesados en replicar nuestro modelo de negocios invirtiendo en una franquicia de Agua Inmaculada, opciones como equipos automatizados con sistemas molino, agua saborizada y agua antioxidante, la que difícilmente los clientes encontrarán con otras purificadoras de agua.

Las máquinas vending y los sistemas molino forman parte de las opciones de automatización que ofrecemos en Agua Inmaculada para obtener mayores ganancias, lo que permite a nuestros inversionistas una recuperación más rápida de su inversión inicial. Los sistemas molino están diseñados especialmente para encargarse de todo el proceso requerido para la venta de agua purificada, incluyendo el lavado y esterilización de garrafones y su llenado, mientras que las vending rellenan los garrafones con agua purificada en módulos que se encuentran en servicio durante las 24 horas del día para mayor comodidad de los clientes.

Ni el sistema molino ni las máquinas expendedoras necesitan de la operación de personal ni de supervisión especial, con lo que se reducen los gastos que implica la contratación de personal operativo. Además, en el caso de las máquinas expendedoras, gracias a que operan de manera continua, generan ganancias durante todo el día y son una de las razones por las que un gran número de personas deciden invertir en las franquicias de Agua Inmaculada, ya que otras opciones no cuentan con estas alternativas que implican el menor esfuerzo y las mejores ganancias. Para que ustedes conozcan más acerca de los beneficios que se pueden obtener con esta modalidad de comercio automatizado, a continuación les presentaremos las principales ventajas en relación de costos, personal empleado y tiempo.

Las máquinas expendedoras han ganado bastante popularidad en los últimos años, pues la tendencia actual de los comercios es apostar por la automatización de los procesos de venta; esto es algo que se aplica especialmente a la venta de artículos pequeños, siendo estos los que garantizan un mayor ahorro en costos y tiempo. El funcionamiento de las máquinas expendedoras es muy sencillo para los usuarios y basta con que introduzcan el modo de pago, ya sean monedas, billetes, tarjetas o fichas, y opriman un botón para obtener los productos deseados, además se trata de una opción bastante cómoda que garantiza a los consumidores tener disponible cualquier tipo de productos en buenas condiciones de calidad e higiene cuando lo requiera, sin importar la hora y sin tiempos de espera. Es por todo esto que el uso de máquinas expendedoras ha presentado un notable crecimiento en las últimas décadas, y en negocios como purificadoras de aguas son una excelente fuente complementaria para obtener ingresos, y con las estrategias adecuadas incluso puede convertirse en la principal actividad económica, siendo altamente rentable.

Son tantos los beneficios que ofrecen las máquinas expendedoras, que el hecho de estar disponibles para su instalación en nuestras franquicias es una de las razones principales por las que los inversionistas prefieren Agua Inmaculada y no otras opciones en el mercado. Invertir en este tipo de sistema de venta automatizado requiere muy poco tiempo, tanto para supervisión como para mantenimiento. Una vez que se ha establecido el negocio se estima que tan sólo son necesarias alrededor de 15 horas de trabajo semanales por cada centenar de máquinas expendedoras, es decir, un aproximado de diez minutos de trabajo semanal por cada máquina instalada, un tiempo mucho menor en comparación con procesos de venta tradicionales.

Otra ventaja relacionada precisamente con el tiempo es que permite realizar ventas durante todo el día; estas máquinas ofrecen ganancias en cualquier momento y al estar disponibles las 24 horas del día los consumidores generan preferencia y lealtad hacia la empresa que siempre puede satisfacer sus necesidades.

Los expertos dicen que invertir en máquinas expendedoras es un negocio a prueba de crisis, en especial cuando el producto que se ofrece es agua potable, una necesidad que las personas tienen de manera permanente, el éxito del negocio está prácticamente garantizado. Otra ventaja es que la inversión se puede recuperar en un tiempo relativamente corto, es un negocio altamente rentable, y más al tratarse de un producto de primera necesidad y que tiene compatibilidad con otros negocios. En este punto quienes invierten en purificadoras y ponen en operación máquinas expendedoras y el sistema molino de Agua Inmaculada, por el poco tiempo que tienen que dedicarle al negocio en cuestiones de operación y supervisión, pueden dedicarse sólo de manera parcial a él y contar con otros negocios o formas de ingreso sin ningún problema.

Con la contratación de personal profesional y los sistemas automáticos, no existen grandes riesgos de pérdidas por errores en el proceso y los inversionistas pueden enfocarse únicamente en las tareas administrativas, que además, al contar con la asesoría y todo el conocimiento de la matriz, resultan relativamente sencillas y el tener negocios exitosos está prácticamente asegurado.

Los expertos y quienes ya han invertido en purificadora de agua negocio con máquinas expendedoras, opinan que este sistema se trata del empleado ideal, ya que opera todo el tiempo sin mayores requerimientos que mantenimiento realmente mínimo que no demanda mucho tiempo. Esta es otra de las ventajas identificadas de las máquinas expendedoras y la última que mencionaremos en esta ocasión es que invertir en ellas es atender un mercado en crecimiento. A pesar de que este tipo de máquinas expendedoras se han ido popularizando en los últimos años, lo más común es encontrar aquellas que ofrecen alimentos empaquetados y otros productos como papel de baño, toallas sanitarias o condones, las que si bien permiten la familiarización del mercado con este tipo de servicios de venta automatizados, no han cubierto la demanda de agua potable, una de las necesidades principales del ser humano. Es por esto que entre las máquinas expendedoras que más se recomiendan, las de agua potable como las que ofrecemos en Agua Inmaculada son una excelente inversión que ofrece beneficios desde el primer momento.

Estas son sólo algunas de las ventajas de las máquinas vending. Si ustedes tienen interés en conocer más acerca de los sistemas de ventas automatizados de las franquicias de Agua Inmaculada, los invitamos a ponerse en contacto con nosotros, con gusto los atenderemos.

Publicaciones recientes
negocios exitosoAgua inmaculada franquicias