Franquiciante y franquiciatario. Una relación de negocios

Las franquicias pertenecen a un modelo de negocios en el que existe una estrecha relación entre un franquiciante y franquiciatario. Es decir, es una formalidad empresarial donde una persona le cede a otra el derecho de usar su marca y expandir su presencia, gracias al deseo que tiene la otra de emprender.

Pero, ¿quieres saber el rol que juega cada uno en este modelo? En Agua Inmaculada lo conocemos bien y por eso hoy, te queremos platicar un poco más sobre este tema para que cumplas tus objetivos empresariales.

¿Qués es un franquiciante?

Victor Manuel Alfaro Jimenez, catedrático de la UNAM, define como franquiciante en un contexto de la gestión pública, a la persona que posee una marca y el Know how que le permite ofrecer su modelo de negocio a otras personas que deseen comercializar ese mismo producto o servicio. Es decir, es quien cede los derechos de uso de marca.

En el ámbito legal es la persona que permite el uso de su patente, métodos y artículos bajo su propio consentimiento. Es quien ofrece una oportunidad de emprendimiento a las personas que buscan aumentar sus ingresos a través de este modelo de negocio.

Nosotros podemos definir al franquiciante como la persona física o moral que es titular de una marca, la cual pone a disposición de otras personas bajo la adquisición de una de sus franquicias. Es quien ha desarrollado un negocio bajo métodos y tecnologías específicas y que busca expandirlo otorgando el derecho de uso de marca.

¿Qué es un franquiciatario?

En un contexto legal y financiero, Alfaro Jimenez declara que un franquiciatario es aquel que adquiere el derecho de comercializar un servicio o producto, usando una marca ya posicionada en el mercado que la respalda la experiencia y conocimiento de un franquiciador.

En palabras más sencillas, el franquiciatario es la persona que quiere emprender y busca invertir en un modelo ya existente. Es decir, es quien compra los derechos de una franquicia y se compromete a cumplir el esquema de trabajo establecido, a cambio de utilizar el prestigio de la marca para obtener ganancias.

Obligaciones del franquiciante y franquiciatario

Las   con la que asegurarás el éxito. Este dependerá en gran parte del cumplimiento de las obligaciones y compromisos que el franquiciante y franquiciatario trabajen en conjunto, pues la reciprocidad en esta asociación comercial, es un elemento imprescindible para que ambas partes se desarrollen de forma óptima.

Obligaciones del franquiciante

  • Disponer de una marca, producto o servicio ya registrado e introducido en el mercado.
  • Definir y compartir el Know How de la empresa a los nuevos emprendedores.
  • Tener la infraestructura que se requiere para ofrecer un servicio óptimo a las necesidades.
  • Contar con tiendas piloto que demuestren la rentabilidad del negocio.
  • Crear un manual operativo para orientar al franquiciatario hacia el éxito comercial y económico.
  • Desarrollar una actividad rentable y no basada en una moda o demanda temporal.
  • Garantizar a los franquiciatarios comunicación, seguimiento, apoyo y publicidad.

Obligaciones del franquiciatario

  • Seguir al pie de la letra los métodos y técnicas establecidos por el franquiciante para el óptimo funcionamiento del negocio.
  • Comercializar únicamente el servicio o producto que el franquiciador proporcione.
  • Disponer de un espacio físico y contar con personal, si es que el tipo de franquicia lo requiere.
  • Comprender y adaptarse a la filosofía de la marca, así como a la identidad corporativa de la misma.
  • Respetar las normativas y directrices establecidas en el contrato comercial.
  • Usar los métodos promocionales y publicitarios que brinde el franquiciador.
  • Contribuir al éxito de la red de franquiciatarios, sin incurrir en faltas a las políticas de la franquicia.

Así como se tienen obligaciones, también están los derechos que el franquiciante y franquiciatario poseen al establecer esta asociación de negocios que brinda múltiples beneficios que favorecen al crecimiento y desarrollo de ambas partes.

Derechos del franquiciante

  • Establecer los métodos y sistemas para el manejo de su marca.
  • Exigir la completa confidencialidad de la información transmitida al franquiciatario.
  • Acordar una serie de normas para el acondicionamiento y mantenimiento de la franquicia.
  • Determinar el giro del negocio de acuerdo a las necesidades del mercado.

Derechos del franquiciador

  • Utilizar la marca, la identidad corporativa y el modelo de negocio para emprender con baja inversión.
  • Adquirir el Know how que el franquiciante debe otorgar para el correcto manejo de la franquicia.
  • Solicitar la capacitación, asistencia del personal o entrega de manuales operativos.
  • Contar con el respaldo de la marca, lo que se refiere a una constante asesoría en la selección del lugar más adecuado, estudios de mercado, etc.

Cuando se logra un óptimo acuerdo entre el franquiciante y franquiciatario el éxito de la franquicia de plantas purificadoras de agua está asegurado y en Agua Inmaculada es lo que hacemos. A lo largo de estos 17 años, hemos construido una red de franquiciatarios a nivel internacional con los que mantenemos una buena relación de negocios porque juntos llevamos agua rica, pura y confiable a cada rincón donde sea necesaria.

Somos una marca de franquicias de plantas purificadoras mexicana que ofrece una oportunidad de negocio a quienes buscan ser su propio jefe, aumentar sus ganancias e invertir de manera segura. Hoy mismo puedes sumarte a los franquiciatarios de Agua Inmaculada. Comunícate al 800 632 0460 y convéncete de emprender con nosotros.

Publicaciones recientes
Comments
  • LETICIA REYES RAMIREZ

    ME INTERESA INICIAR CON ESTE NEGOCIO
    ME GUSTARIA SABER CUANTO TENGO QUE INVERTIR Y QUE TRAMITES LEGALES TENDOQUE HACER PARA INSTALAR EL NEGOCIO

ventajas de las franquicias de agua inmaculada